Disfuncion tiroidea durante el embarazo.

Los trastornos de la tiroides durante el embarazo pueden estar asociados con una serie de complicaciones, incluyendo aborto involuntario, parto prematuro, problemas de desarrollo cerebral en los niños y tiroiditis post-parto en la madre. Varios estudios han demostrado que los niveles anormales de hormonas tiroideas pueden ser vistos en ~ 5% de las mujeres embarazadas y los anticuerpos anti peroxidasa tiroidea (TPO, un marcador de enfermedad tiroidea autoinmune) con niveles normales de la tiroides hasta en un 20% de las mujeres embarazadas .  

En la actualidad se conocen los siguientes factores de riesgo para desarrollar trastornos de la tiroides durante el embarazo: antecedentes familiares de trastornos autoinmunes de la tiroides, la presencia de un bocio, signos y síntomas de la enfermedad de la tiroidea, antecedentes de diabetes mellitus tipo 1 o de otras enfermedades autoinmunes, antecedente de radiación en cuello y abortos involuntarios o partos prematuros previos. Las mujeres embarazadas con estos factores de riesgo conocidos son candidatas para realizar pruebas de deteccion tiroidea.

Sin embargo, el escrutinio de  todas las mujeres embarazadas para detectar la presencia de la enfermedad de la tiroides, independientemente de los factores de riesgo es objeto de controversia y no se hace actualmente de forma rutinaria. El objetivo de este estudio fue determinar la frecuencia de TSH anormal y / o los niveles de TPO AB en las mujeres embarazadas que no tienen factores de riesgo para la enfermedad tiroidea.


Resumen.
En el presente estudios se incluyeron 2.899 mujeres embarazadas durante el primer trimestre en la ciudad de Shenyan, China. Las hormonas tiroideas se midieron en todas las mujeres y se efectuo un cuestionario sobre factores de riesgo tiroideos. La edad media de las mujeres fue de 27,6 años y 367 de 2899 las mujeres (12,7%) fueron identificadas con uno o más factores de riesgo tiroideos. El factor de riesgo más común fue una historia personal o familiar de enfermedad tiroidea o un aborto involuntario anterior.  

Un total de 294 mujeres (10,2%) tenían niveles anormales de hormonas tiroideas, siendo la anomalia mas frecuente un aumento de TSH y / o una T4L baja. Los anticuerpos antiTPO con niveles normales de hormonas tiroideas estaban presentes en 279 (9,6%) mujeres. Los niveles anormales de hormonas tiroideas fueron más comunes en las mujeres con uno o más factores de riesgo de tiroides, en comparación con el grupo sin ningún factor de riesgo. Sin embargo, la mayoría de las mujeres con un aumento de la TSH (171, 78,8%) no tenían factores de riesgo. De los 28 pacientes con hipertiroidismo, a sólo 7 estaban en el grupo de alto riesgo. 

Este estudio sugiere que al hacer pruebas de deteccion tiroidea durante el embarazo sólo en las mujeres con factores de riesgo se correria  el riesgo de no diagnosticar a más del 80% de las mujeres con trastornos de la tiroides.

No hay comentarios.: